Transformación: El arte de morir.

image

Hemos cruzado el umbral de las dos primeras semanas de transformación.  Justo Iniciamos este proceso en plena luna nueva, coincidiendo con el eclipse solar del pasado 9 de marzo. Se nos brindaba entonces una oportunidad para la sanación súper potente que acabaría con el eclipse lunar 15 días después.  Ayer se cerró ese periodo entre eclipses con la luna llena en Aries, un cierre que supone un nuevo inicio para los que hayan hecho bien el trabajo.

Estos días nos han traído la Medicina del Agua. La agitación de las aguas de nuestras emociones nos ha llevado desde el dolor de  la separación a la verdad, a la Fuente. Las almas más sensibles, las más conectadas con el corazón, las que llevan tiempo trabajando para la sanación y la verdad esencial de su ser, lo reconocen y lo saben. Ahora tenemos el permiso creativo de levantar el vuelo de la belleza liberada. Es un nuevo tiempo. Los próximos seis meses revelaran las nuevas formas, los nuevos patrones que quieren dejarse ver.

El proceso de sanación sigue su curso, esta vez con la ayuda y apoyo de la fuerza de Aries que nos dinamiza hacia la acción. Esta Luna llena tal vez haya culminado un largo proceso de silencio. Tal vez abra el camino para una nueva manera de nombrar nuestra historia, de usar el poder de la palabra para valientemente abrir un nuevo camino creativo para nuestro ser. Tal vez la vulnerabilidad encuentre el poder de una voz sincera que penetre la resistencia ajena. Tal vez nuestros no, dichos desde el agua de nuestra esencia, sean  recibidos con amor y respeto. O tal vez, necesitemos romper hechizos con palabras contundentes que pongan límites definitivos a lugares de abuso y faltas de respeto profundas.

Aprovechemos estos días para disolver nuestra adicción a sacrificarnos por los demás, de entregar nuestra sacralidad al servicio de otros por encima de nuestro bienestar. Es un momento propicio para revisar todas nuestras relaciones, tanto presentes como pasadas, y reconocer los patrones vinculares que repetimos.

image

Esta Luna llena puede que nos revele lo que no hemos sabido expresar hasta ahora, lo que no hemos tenido aún la valentía de nombrar, la historia oculta que callamos o que se esconde de la luz de nuestra consciencia. Es momento para estar atentos a esas relaciones que secuestran a nuestra alma a merced de nuestro pasado. De reconocer el complejo vincular heredado que hemos internalizado como nuestro : voces y palabras presas detrás de lo que creemos ser. Sanar a la Madre es rescatar la abundancia oculta, las semillas fecundas escondidas detrás de nuestro personaje familiar. No supimos poner límites en nuestra infancia porque estábamos a la merced de las narrativas de nuestra familia, pero esos límites son ahora necesarios, imprescindibles, para gestar vida nueva.

Evitemos confundir nuestra empatía y compasión con acciones en las cuales nos vemos entregando nuestra energía de manera desmedida en nombre de un ideal, por más noble y elevado que parezca. La trampa de dar la teta a todos y sentir nuestra propia desnutrición, de cuidar a todos y dejarnos en último lugar, no nos hace íntegros, ni coherentes, ni verdaderos, ni responsables, al contrario. Solo perpetua la idea de que la expresión del amor pasa por el sacrificio.

Toda relación sana nos habla de un equilibrio. Y el equilibrio es algo que ha de ser reconocido y valorado por las dos partes. Es un acuerdo. Es un entendimiento. De ahí que la palabra ha de mediar para definir bien los márgenes del vínculo, para nombrar y valorar si estamos de acuerdo, o no. En esta frontera nace el miedo. Todo es más fácil en lo ambiguo, ya que lo no dicho ampara nuestras interpretaciones más subjetivas, mientras que la palabra nos confronta a la posibilidad de nuestros errores. Toda relación nos habla de un aspecto de nuestra relación con nosotros mismos, de ahí que esta Luna nos invite a mirar nuestra falta de definición, nuestra ambigüedad : ese lugar en el que jugamos a estar, pero en el que realmente no estamos.

La palabra define, clarifica, compromete. Lo que no se nombra no existe, por lo tanto en el no dicho hay una huida a darle forma y nacimiento a lo nuevo, así como hay un miedo a lo que ha de morir en nosotros para que la relación renazca y florezca. Venus, regente de Libra y por lo tanto la guardiana de esta Luna, en conjunción con Neptuno, nos advierte del escapismo a la verdadera intimidad, a la vez que nos invita a abrazar el poder de la humildad y bajar nuestras guardias y confiar en que el vínculo y la persona no es lo mismo.

Yo no tengo miedo a morir. Moriré una y mil veces renaciendo como alma eterna cada vez más cerca del puro amor. El silencio que deja la muerte del ego es la plenitud del corazón. Aunque a penas dure un instante, porque este proceso es eterno al encontrarnos constantemente inmersos en el ciclo nacimiento-muerte-vida de la creación.

Desde que empecé esta aventura con los aceites esenciales me siento más cerca de Dios que nunca. Me siento poseedora de su sabiduría en gotitas, la custodio repartida en diferentes frascos que puedo usar de infinitas formas para mi sanacion y la de los demás, sanacion que es un arte y una ciencia. Estoy siendo testigo de verdaderos milagros añadiendo a esas gotitas el poder de la oración y una buena dosis de fe. Por desgracia, en ocasiones percibo los vestigios del ego en la envidia, el miedo y la desconfianza que boicotean la sanacion de otros desde su ignorancia. Dios tiene también ahí su voluntad.

Estos días de Semana Santa, después de la luna llena y tras cerrar el periodo entre eclipses, os invito a dar muerte a lo que no os sirve y renacer a esa nueva versión de vosotros mismos que os permita acoger lo nuevo desde el corazón. Solo así se abrirá el sendero hacia  la plenitud.

Nos vemos renacidos a la vuelta.

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s